Análisis | Vídeos | 18 SEP 2015

Vídeo análisis de Little Battlers eXperience

Nintendo y Level-5 nos traen Little Battlers eXperience, el nuevo juego de los creadores de la saga Inazuma Eleven o el Profesor Layton entre muchos otros éxitos.
Little Battlers eXperiencePlay

Su historia nos pone en el papel de Van Yamano, un muchacho de trece años y uno de los mayores aficionados a los LBX, pero al que hasta hace poco su madre no le permitía tener su propio robot. Todo cambia cuando Van conoce a una misteriosa desconocida que le regala a Achilles (Aquiles), un raro prototipo de LBX, y le pide que proteja al robot de las fuerzas malignas que pretenden usarlo para hacer el mal. Éste no es un juguete corriente: dentro de su cuerpo mecánico esconde un secreto que puede decidir el futuro del mundo entero, y sólo Van y sus amigos pueden evitar que caiga en las manos equivocadas.

Jugablemente estamos ante un RPG cargado de acción, desarrollándose los combates en tiempo real. Dichas peleas suelen tener lugar en cubilateros, unas cajas de cartón diseñadas para que los niños lleven a cabo sus batallas de robots de manera segura y, aunque pueden parecer pequeñas desde fuera, en su interior guardan un gran escenario, encontrando 20 estadios distintos. También hay combates que se desarrollan fuera de los cubilateros, pero suelen ser  por circunstancias especiales.

Aquí tenemos que personalizar a nuestro LBX usando más de 130 sets, pudiendo cambiar la cabeza, el tronco, los brazos y las piernas, así como modificar su núcleo y circuitos o equiparle diferentes tipos de armas. Cada parte tiene sus propias características y podemos combinarlas a nuestro gusto para dar lugar al LBX que más se adapte a nosotros. Los combates comienzan al retar a otros niños, cruzarnos con alguno que se nos abalanza o aleatoriamente en determinadas zonas.

En las batallas podemos desplazarnos libremente por el escenario, usando coberturas y estrategias para encontrar la mejor manera de acabar con nuestros rivales. Contamos con un botón de salto, otro para atacar, el de cubrirnos y el de los ataque especiales. En total podemos llevar hasta dos armas y cambiar entre ellas durante el combate con el pad direccional, encontrando desde espadas o lanzas para luchar cuerpo a cuerpo hasta pistolas o lanzacohetes para ataques a distancia. Si nos defendemos nos ocasionan algo de daño, pudiendo romper nuestra cobertura si abusamos de ella. Contamos con un medidor de tensión que se consume al realizar ataques o al correr, teniendo que estar muy pendientes de él ya que si se acaba nuestros golpes no causan demasiado daño. Aunque no hay que preocuparse, ya que al poco tiempo de detener nuestras acciones se recarga rápidamente. También podemos utilizar diferentes objetos que nos son de mucha ayuda.

Los ataques especiales se aprenden al aumentar el nivel con nuestras armas, pudiendo equiparlos desde el menú y utilizarlos gastando cierta cantidad de puntos, activándose entonces una secuencia para mostrar dicho movimiento. Éstos se pueden esquivar, ofreciéndonos tres opciones diferentes, aunque no sabemos bien cual elegir hasta que conseguimos algo de práctica.

Existen diferentes normas para conseguir la victoria, como derribar al rival cierto número de veces o acabar con él por completo. En total pueden participar hasta seis contendientes en la batalla, habiendo tres por cada equipo, lo que le da una mayor carga estratégica. Pero donde de verdad destacan estos combates multijugador es en el modo cooperativo local de tres contra tres, necesitando cada uno una consola y un juego, y existiendo una mayor competitividad.

Al ganar conseguimos diferentes premios como nuevas piezas para el LBX, cartas LBX o puntos de combate, pudiendo gastar estos últimos en el Taller LBX Navarro para comprar equipamiento, objetos o superbolas en las máquinas expendedoras. Las piezas que nos sobran las podemos vender a través de StreetPass e intercambiar los puntos por nuevas piezas. Hay contraseñas que desbloquean piezas especiales, normalmente publicadas en la web oficial del juego o por Nintendo, teniendo que visitar al robot MeTaMo para canjearlas. Aquí también podemos guardar la partida y acceder a las opciones de StreetPass.

Para alargar algo más la duración del juego se han añadido diferentes tareas secundarias y, aunque pecan de ser algo repetitivas, son muy útiles para obtener experiencia para los combates que se desarrollan a través de la historia, ganando cada vez más dificultad.

Gráficamente, y a pesar de los años que han pasado desde que se lanzó en Japón, se conserva bastante bien, con escenarios amplios y detallados, y personajes bien modelados y animados, aunque echamos en falta controlar la cámara con libertad. Destacan sobre todo las escenas de anime que se intercalan durante la historia.

Tanto la banda sonora como los efectos están conseguidos, con temas que acompañan perfectamente a la acción. Las voces nos llegan en inglés y su interpretación no nos ha convencido demasiado. Al menos cuenta con subtítulos en castellano de gran calidad que hacen que no nos perdamos ningún detalle de su argumento.

En conclusión Little Battlers eXperience es un título bastante entretenido que nos mantendrá horas enganchados consiguiendo nuevas piezas y personalizando al LBX a nuestro gusto. Su jugabilidad no está mal, pero echamos en falta más opciones durante las batallas ya que pueden hacerse algo pesadas con el paso del tiempo. La historia, además, está muy bien llevada y tiene una duración más que decente.

Tanto su apartado gráfico como el sonoro están conseguidos, destacando  sobre todo sus espectaculares escenas del anime.

Little Battlers eXperience ofrece montones de horas de diversión, a pesar de que nos hubieran gustado ciertas mejoras en los combates.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información