Análisis | Vídeos | 17 MAR 2015

Vídeo análisis de Ori and the Blind Forest

Microsoft y la desarrolladora Moon Studios nos traen Ori and the Blind Forest, una hermosa y emotiva aventura en descarga digital ya disponible en Xbox One además de en Steam para PC, y próximamente en Xbox 360.
Ori and the Blind ForestPlay

El argumento del juego nos sitúa en un mundo de fantasía contándonos su historia como el mágico Bosque Nibel se está muriendo después de que una devastadora tormenta desencadenara una serie de fatales acontecimientos, lo que obligara a nuestro protagonista Ori un pequeño espíritu guardián que se ha quedado huérfano, a emprender un peligroso viaje para hacer frente a un oscuro némesis y salvar su hogar.

 

Respecto a la jugabilidad no encontramos a grandes rasgo con una desafiante aventura de plataformas con un desarrollo clásico en 2 dimensiones, aunque lejos de lo que esto nos pudiera hacer pensar, se trata de un juego muy abierto y con un elevado componente de exploración, habiendo ante nosotros un enorme mundo no lineal que deberemos ir descubriendo, y de hecho será muy habitual volver sobre nuestros paso para regresar a zonas ya visitadas, pudiendo incluso consultar un mapa para poder orientarnos mejor y saber hacia donde ir.

 

En este sentido el control del personaje es bastante sencillo, ya que básicamente usaremos un botón para saltar y otro para atacar utilizando para ello la Llama del Espíritu, tratándose de una especie de esfera luminosa que siempre permanecerá a nuestro lado, la cual pulsando repetidamente el botón X del mando se moverá rápidamente a nuestro alrededor lanzado rayos a los enemigos cercanos.

 

Además otra característica importante es que durante la aventura iremos ganando puntos de experiencia que podremos gastar en un Árbol de Habilidades dividido en tres ramas, siendo el jugador el que decida el orden por el que va avanzado en cada una de ellas, algo bastante importante ya que todas las habilidades que vayamos desbloqueando nos resultaran sumamente útiles, e incluso serán necesarias para acceder a lugares que anteriormente nos resultaban inaccesible.

 

Todo ello conlleva que la progresión del personaje sea uno de los puntos más atractivos del juego, ya que seremos testigo de cómo Ori, quien al inicio es bastante débil y está prácticamente indefenso, se va convirtiendo cada vez más en un ser mucho más fuerte capaz de superar cualquier obstáculo que al principio nos hubiera podido parecer infranqueable.

 

Asimismo otro aspecto muy llamativo del título, es que aunque haya sitios específicos donde podremos guardar la partida, estos están bastante distanciados entre sí, pero por suerte nuestro personaje podrá crear los denominados Vínculos de Almas, algo que nos permitirá guarda la partida en el momento que queramos, si bien estos vínculos son limitados y necesitan recargarse tras su uso por lo que habrá que saber usarlos sabiamente.


A todo ello hay que sumar que otra característica del juego es que apenas se nos da pistas del camino exacto que tenemos que seguir, o que es lo que ha ocurrido realmente en el bosque, lo que nos obliga siempre a averiguarlo por nosotros mismos, algo nada habitual en los juegos de hoy en día donde suele ser muy común dar toda clase de facilidades al jugador, por lo que sin duda se trata de una decisión muy acertada que hace aún más desafiante la aventura, siendo toda una satisfacción cada vez que encontramos algún secreto o comprobamos que vamos por la buena dirección.

 

Aunque si hay algo que hemos de alabar y por lo que realmente destaca el juego es por su preciosismo gráfico, siendo un título que pone ante nosotros unos escenarios de una gran belleza visual y una enorme calidad artística, el cual además desprende en todo momento un aura muy emotiva, narrándosenos una hermosa historia de amor y sacrifico que hará que nos emocionemos y nos llegará al corazón, rondado aproximadamente la duración de la aventura entre las 6 y 10 horas según nuestra habilidad y el tiempo que dediquemos a la exploración, una cifra más que aceptable tratándose de un juego destinado a descarga digital que ha salido a la venta por 19,99 euros.

 

Ya por último tampoco podemos dejar de hacer mención especial a su excepcional banda sonada la cual está muy inspirada deleitándonos con unas muy hermosas composiciones en donde sobre todo abundan las melodías con tonos de marcado aire melancólico.

 

En conclusión, Ori and the Blind Forest es toda una joya, uno de esos títulos independientes que llegan sin hacer demasiado ruido, pero que rápidamente consiguen destacar entre los demás, convirtiendo un videojuego en puro arte visual, al cual también nos retrotrae a la época dorada de los grandes clásicos de plataformas de antaño, demostrándose una vez más que para hacer un buen juego que consiga cautivar al jugador lo más importante es tener buenas ideas y mucho talento.

 

Aunque por su parte, de cara a buscarle algún elemento negativo hemos de decir que al tratarse principalmente de un juego de plataformas está sobre todo destinado a gustar a quienes disfruten especialmente con este género, algo que se ve potenciado por su en ocasiones exigente dificultad. Además un elemento que también juega en su contra es que tras completar la aventura no hay ningún aliciente adicional ni contenido extra que nos invite a rejugarla una segunda vez.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información